sábado, 25 de octubre de 2008

Querer

Incontable por naturaleza. No puedes querer 2 o 3, puedes llegar a querer mucho, pero no como cantidad, sino como sentido enfático.
Es una palabra que se mide, no se cuenta. Y se mide con hechos, con actos que pasas, con la necesidad hacia tu deseo,...
Realmente te das cuenta de lo que quieras cuando te ves como un pringado haciendo algo por ello.

2 comentarios:

mari dijo...

.... y te das cuenta de cuánto quieres a alguien cuando lo echas de menos...no?

Anónimo dijo...

Amén a la última frase;simple,concisa y sobretodo verdadera,verdadera y cruel...en fin,la historia de mi vida reciente.
¿Por qué caemos invariablemente una y otra vez en la trampa del amor si,cuando no es correspondido o evoluciona mal sufrimos tanto?
Esta claro...porque nos gusta el curry,el puto y jodido curry.

Robus;un cosejo para con tu blog:aparca ese tufillo de dramatismo cursi,narcisista y autodestructivo,ese romanticismo murio con Jim Morrison(sobrevaloradisimo mediocre)sin dejar huella absolutamente en nadie(excepto en Búnbury...ya ves).
Escribes de coña y tus reflexiones son brillantes...entre otras cosas.Asique apartate de la mediocridad y se curry.